Autor Opinió
18 Setembre 2013 a 11:00

Nos Necesitamos

DSC05077_900x675

Amar es lo más maravilloso que puede sentir el ser humano.
No dejéis que esa palabra desaparezca de vuestros sentimientos, alimentarla día a día, que no quede un solo día sin que la otra persona pueda sentirlo. Necesitamos de las palabras, del tacto en nuestra piel, necesitamos de detalles ser sorprendidos para que ese amor constantemente esté encendido.
No caigáis en la rutina de pensar que ya está todo conseguido y con eso eres ya feliz , el amor es una lucha constante, una lucha que te hace vivir por conseguir cada día algo nuevo, llegar cada día al interior de la persona a la que amas y darle lo que realmente le da felicidad .
No te dejes nada guardado en tu interior exteriorízalo y deja que fluya hacia afuera, si puedes no dejes nada para cuando emprendas el camino al otro lado, allí no te servirá ya de nada.
Cuando nos enamoramos, sentimos algo increíble, nuestro cuerpo vibra, nuestra mente se abre de una forma increíble y nuestro corazón se acelera haciendo que las mariposas de nuestro estómago bailen y bailen en todo nuestro ser. Buscamos la manera de sorprender a esa persona que empezamos amar, vivimos para darle la mayor felicidad, ver una sonrisa de la persona que estás enamorada y saber has sido tú quien lo ha provocado te llena por completo.
No dejéis que el tiempo, ese tiempo que para nosotros muchas veces fue valioso, vaya menguando, porque el tiempo se va quedando en el pasado donde ya no podremos recuperarlo.
Cuando nos relajamos es cuando nuestro corazón deja de ir a un ritmo acelerado, dejas de sentir esas mariposas revoloteando, va muriendo la pasión y con ella las sorpresas las ilusiones, los detalles, los cuales ya solo van quedando las fechas señalizadas. Cuando todo esto ocurre solo queda el cariño por esa persona a la que estamos tanto tiempo a su lado. Recordemos que no conocemos al cien por cien a las personas, por eso la lucha de saber y conocer día a día el interior de la persona, saber y conocer lo que le hace feliz, por muy pequeña que sea esa felicidad. No pensemos en lo que a nosotros nos haría feliz, porque de eso ya se encargará la persona que te ame.
No dejemos que nuestra manera de vivir, el trabajo, la casa, nuestros hijos, dejen que las cosas sean diferentes. Vivimos de sueños, ilusiones, pasiones, cuando estos tres sentimientos fallan ¿que nos queda? vivir en una rutina día a día y ver cómo pasan los días, y así ¿Nos sentimos felices de verdad? yo creo que no, al menos es una opinión mía.

MONT

 

Switch to mobile version